El aspartamo es un agente cancerígeno multipotencial

Un descubrimiento polémico

¿De qué hablamos?

El aspartamo se descubrió en 1965 cuando un científico estudiaba una droga antiulcerosa. El aspartamo fue catalogado de potente edulcorante y patentado por la empresa Searla con el nombre de Nutrasweet, que al poco tiempo se fusionó con la multinacional Monsanto (conocida por su fiebre por las semillas transgénicas). Los estudios de seguridad sobre el aspartamo fueron mínimos y con graves deficiencias experimentales. Sin embargo, en 1974 la FDA (Agencia FederalAmericana de Drogas y Alimentos) lo legalizó. En 1976 los investigadores

de la FDA argumentaron los déficits procedimentales con el aspartamo y adviertieron de su posible toxicidad. A partir de este momento se abrió una investigación federal que quedó en saco roto finalmente. En 1994 se habían recibido 68.888 quejas sobre los efectos adversos para la salud humana del aspartamo. Así, por ejemplo, se puso de manifesto que las mujeres que no quedaban embarazadas lo conseguían al poco de evitar el aspartamo en su dieta como lo explica el Dr. H. J. Roberts en su libro Aspartame Disease: An Ignored Epidemic.

Estudios científicos aseguran el riesgo de cáncer tomando aspartamo

El científico italiano Morando Soffritti, investigador de European Ramazzini Foundation of Oncology and Environmental Sciences de Bologna, reavivó la polémica sobre la inocuidad del aspartamo, este endulzante artificial que se usa en productos tan populares como los refrescos dietéticos de Coca Cola y Pepsi Co.

El centro de investigación de Soffriti, creado en 1971, ganó credibilidad mundial al descubrir las propiedades cancerígenas del aditivo de gasolina Eter Metil Terbutílico (MTBE son sus siglas en inglés), lo que impulsó su prohibición en 21 estados en Estados Unidos.

Las ratas del estudio de Soffriti fueron 1.800 ejemplares, alimentados con diferentes dosis de aspartamo durante toda su vida. En las hembras, algo que no se vió en las ratas macho, el linfoma y la leucemia se asociaron significativamente con el consumo diario de aspartamo a dosis tan bajas como 20 miligramos (mg) por kilo (kg) de peso corporal. A su vez, se detectó una tendencia hacia estos tipos de cáncer, en dosis tan bajas como 4 mg por kg de peso corporal. Para llegar a una dosis de 20 mg / kg, una mujer de 55 kg tendría que beber tres latas de refresco en un día. Un hombre de 70 kg tendría que beber cuatro latas de soda en un día.

Los resultados indican que el aspartamo es un agente cancerígeno multipotencial, aún consumiendo diariamente 20 miligramos por kilogramo de peso corporal, es decir, una cantidad menor a la que recomiendan la FDA (50 mg/kg de peso corporal) y la Unión Europea (40 mg/kg). Los estudios demuestran que el aspartamo aumenta la incidencia de los tumores malignos en ratas. En las hembras incrementa la leucemia y los linfomas, así como las células cancerígenas y sus displacias en la pelvis y la uretra. En los machos, aumenta sobre todo la incidencia de tumores malignos en nervios periféricos. Para ello se estudiaron 1.800 ratas Sprague-Dawley (SD) criadas para este fin. Les dieron, por grupos, dosis parecidas a lo que ingieren a diario las personas, de 5.000, 2.500, 500, 100, 20, cuatro o cero mg/kg de peso corporal. El aspartamo se agregó a la dieta estándar (siete dosis en la comida). El experimento empezó cuando los animales cumplieron ocho semanas y se extendió hasta su muerte natural, a las 159 semanas. Al morir las ratas, se hicieron los estudios histopatológicos de sus órganos y tejidos en nada menos que 30.000 muestras. El estudio de las dosis correlacionadas entre los miligramos que se consumen y el peso corporal permite afirmar que el efecto cancerígeno en los niños podría ser mayor (por su bajo peso). Los agentes cancerígenos tienen un efecto más fuerte en la vida del embrión, por lo que las mujeres embarazadas están en más riesgo.

Colorantes cancerigenos en Coca cola y pepsi

ESTUDIO . Se verán obligadas a cambiar sus fórmulas secretas. Las bebidas más populares del mundo tienen un ingrediente que las asociaciones de consumidores denuncian como nocivo Una sustancia química, la 4-methylmidazole (4-MEI), usada para darle el característico color caramelo a esta gaseosa, fue denunciada como cancerígena por el Center for Science in the Public Interest (CSPI), asociación de defensa de los consumidores que solicitó hace un año, en febrero de 2011, a la Food and Drug Administration (FDA) de los Estados Unidos que lo prohibiese en todos los productos alimenticios. El 4-MEI se utiliza también en salsas de soja y en algunas cervezas.

Ahora, el estado de California ha colocado al 4-MEI en la lista de sustancias nocivas, según informó el sitio Discoverynews.

“La empresa ya ha tomado la decisión de pedir a sus proveedores de caramelo que hagan las modificaciones necesarias en el proceso de elaboración para cumplir con los requerimientos del estado de California”, dijo una vocera de la Coca-Cola, Diana Garza Ciarlante, quien de todos modos agregó que sus colorantes siempre fueron seguros.

Sin embargo, otra asociación, El Poder del Consumidor, informó que una lata de Coca-Cola de 355 miligramos contiene 130 microgramos de 4-MEI, es decir, ocho veces más de lo permitido.

El inconveniente, según consigna el diario Le Monde, es que la comunidad científica no es unánime en torno a la peligrosidad del 4-MEI. Algunos consideran que habría que beber más de 1.000 latas al día para estar expuesto. Pero el CSPI presenta nuevos tests, que probarían la nocividad de la sustancia. Esta asociación sostiene que la sustancia cancerígena se formaría cuando el amoníaco y/o los sulfitos son utilizados junto con el 4-MEI para darle a las gaseosas su color marrón oscuro. El estudio del CSPI se hizo a partir de muestras tomadas en diferentes gaseosas compradas en Washington y que revelaron que la Coca-Cola común contendría entre 142 y 146 microgramos de la sustancia colorante en una lata de 35 cl, mientras que la light tendría de 103 a 113 microgramos y la Pepsi, entre 145 y 153.

Todos estos valores superan ampliamente el nivel máximo aconsejado por el estado de California, que es de 29 microgramos por día. En caso de superar ese límite, la lata o botella debería exhibir un mensaje con la siguiente advertencia: “Este producto contiene un químico reconocido por el estado de California como causante de cáncer, defectos de nacimiento y otros daños reproductivos”.

La legislación europea, en cambio, establece el límite legal en 250 miligramos de 4-MEI por kilogramo, es decir, más de 80.000 microgramos por lata.

El CSPI también pide que en la etiqueta de los productos se nombre al colorante por lo que realmente es: “colorante caramelo derivado de amoníaco y sulfito” o “colorante caramelo químicamente modificado”, porque la leyenda “colorante caramelo” es engañosa ya que induce a pensar que se trata de un ingrediente natural.

El 4-MEI, dijo Michael Jacobson, presidente de la CSPI a Discoverynews, “es un concentrado de productos químicos de color marrón oscuro que no existe de forma natural”.

Para evitar las etiquetas de advertencia, Coca-Cola ha decidido modificar su receta aunque sigue negando que la nocividad de su colorante.

La fórmula de elaboración cambiará por lo tanto en los Estados Unidos, pero la empresa asegura que el consumidor no notará ningún cambio en el sabor. Infobae.

 Consumir Coca Cola y Pepsi podría causar cáncer, advierten científicos

Las famosas bebidas gaseosas Coca Cola y Pepsi contendrían un ingrediente cancerígeno, así lo denunció un grupo de expertos del Centro para la Ciencia por el Interés Público (CSPI) de Estados Unidos.
La preocupación de los científicos apunta a un colorante artificial que le da el color marrón a las bebidas, donde se habría hallado compuestos químicos cancerígenos.

“El colorante de color caramelo que se usa para la preparación de Coca-Cola y Pepsi está contaminado con dos químicos que provocan cáncer y que deberían ser prohibidos”, advirtieron.

Según explican los expertos, se tomó como prueba a unos ratones de laboratorio que tras mezclar dos sustancias conocidas como 2-MI (2-metilimidazol) y 4 – Mi (2-metilimidazol) causaron cáncer de pulmón, de hígado y de tiroides en los roedores.

Fuente:  www.safme.es

Otras fuentes:

• Nuevos estudios sobre el aspartamo:

http://www.consumer.es/web/es/alimentacion/tendencias/2007/07/05/28141.php/

• Aspartamo, Wikipedia:

http://es.wikipedia.org/wiki/Aspartamo

• Artículo sobre el aspartamo en la revista de la Asociación de Medicinas Complementarias:

http://www.amcmh.org/PagAMC/medicina/articulospdf/AspartamoE951.pdf

• Aspartamo, ¿un peligro para la humanidad?

http://joseppamies.wordpress.com/2008/04/26/aspartamo-%C2%BF-un-peligro-para-la-humanidad/

• ¿Es el aspartamo (E951) cancerígeno?:

http://www.terra.org/articulos/art02030.html

• Aspartamo E-951 Dulce Veneno (Vídeo documental):

http://www.youtube.com/watch?v=QkRVyATQ0sA

• Aspartamo, ¿veneno o mito? (Vídeo documental):

http://www.youtube.com/watch?v=ExgzKs3dZn8

• España vs Aspartamo E-951 (Vídeo reportaje):

https://www.youtube.com/watch?v=v830qLwwPpk (Parte 1)

https://www.youtube.com/watch?v=5DuZHAig9LY (Parte 2)

3
Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

newest oldest most voted
• Aspartamo: el veneno legal « SAFME

[…] · El aspartamo es un agente cancerígeno multipotencial – https://www.solucionesnaturales.es/elaspartamoesunagentecancerigenomultipotencial/ […]

Antonio José Morales

Me estaba tomando un Fernet con Coca Cola, creo que en adelante lo reemplazaré por Agua Mineral.
Chau Coca Cola, como tu presencia en mi vida era marginal, no te extrañaré.
Antonio JOsé