Saltar al contenido
Soluciones Naturales

El secreto del chamán peregrino

El secreto del chamán peregrino
Puntúa este post

Cuando caminas por un lugar sagrado, se despiertan espacios de tu conciencia que antes estaban dormidos. Revivir la misma motivación que millones de peregrinos han sentido, te hace fuerte. Te conectas con una red formada por la impronta de cada visitante y casi sin saberlo, tú también dejas tus huellas etéreas para que ese camino se haga cada vez más poderoso.

La misión personal se hace UNA con la misión grupal. Y así se va cumpliendo el precepto amerindio que dice que transitando por lugares de poder las personas nos hacemos más sabias y la Tierra más fuerte. Simplemente porque somos la misma cosa, la misma entidad.

La percepción de un peregrino es diferente a la de un turista. El peregrino intuye la aventura del espíritu y acepta libremente el proceso de su propio viaje. El turista pretende llevar el control de todo: horarios, comidas, estar en contacto con el lugar que dejó y comprar regalos para todos. Ambas formas de viajar son correctas. Sólo que una dejará una satisfacción más profunda que la otra. El peregrino no necesitará de las fotos ni de los suvenires para recordar el encuentro con el lugar sagrado que visitó.

Mis amigos de Cusco siempre me recuerdan que al transitar por el Valle Sagrado de los Incas, disfrutamos de la posibilidad de cambiar nuestra forma de percibir la realidad. Podemos ampliar nuestra conciencia y transportarnos al conocimiento del chamanismo andino. Porque por esos mismos caminos, anduvieron muchos sacerdotes de las diferentes culturas que aún viven en la américa más aborigen.

Hombres y mujeres sabios que dejaron su impronta más pura.

Lentamente, paso a paso, el peregrino andino siente que se va conectando con otra percepción. Una visión de la existencia que no le dejará volver atrás…luego de estar transitando por el Valle Sagrado, las personas se hacen más atentas a los pequeños grandes mensajes del Universo.

Los chamanes andinos suelen ser personas aparentemente comunes. Pasan inadvertidos entre los campesinos, en el mercado o la plaza del pueblo. Pero poseen un entrenamiento especial para dirigir la energía de la Vida. Saben controlar la fuerza vital que se encuentra en todas las cosas.

Instruirse como chamán lleva mucho tiempo. Pero hay algunos conocimientos chamánicos que deberíamos aprender todos. Para los chamanes el mundo invisible y el mundo visible, son la misma cosa. Existe una realidad ordinaria y otra no ordinaria. Ambas tienen un hilo conductor: la imaginación. El reconocer el gran poder de la imaginación como puente de los dos mundos, ese es su gran secreto.

Los occidentales hemos desprestigiado demasiado nuestra imaginación. Otras culturas que han vivido su desarrollo y progreso incluyendo al hemisferio derecho en el aprendizaje cotidiano, demuestran una mayor capacidad de aceptación a las vicisitudes de la vida.

En la concepción chamánica, la imaginación no es meramente una actividad mental, sino que es la forma de comunicación más perfecta y directa que existe entre los diferentes planos de la existencia.

Si eres capaz de imaginar una situación, eres capaz de hacerla realidad en este plano físico.

Lejos de ser esto una carga, para los chamanes la imaginación es primordial. Para los místicos andinos, estar atentos a los mensajes que a través de la imaginación nos llegan, no es una carga. Al contrario, es una cuestión de supervivencia.

Alejados de esa perspectiva, los viajeros que transitan por el Valle Sagrado de los Incas se llevan la sorpresa individual que de pronto, sin saber por qué, sus mentes reaccionan diferente…la imaginación exige un espacio.

Para quienes hemos presenciado muchas veces este efecto de ampliación de conciencia espontánea, sabemos que las Caminatas de Poder combinada con el conocimiento adecuado, produce el encuentro de las dos realidades: la ordinaria y la otra, la extra ordinaria.

IMG_1171

Es una conexión natural con el paisaje, con la fuerza telúrica y por sobre todo: con la impronta invisible que han dejado todos los demás peregrinos que alguna vez transitaron por los mismos caminos sagrados.

Es la conjunción, la sumatoria de los poderes personales que se hacen uno con los poderes grupales más allá del tiempo y del espacio.

El ser humano se descubre así mismo en otra faceta que antes desconocía. Ahora imagina, inventa, juega con la fantasía….y lo disfruta.

Dependiendo de la conexión que tenga con su propio espíritu, esta faceta de euforia creativa, puede durar más o menos tiempo.

En definitiva, el chamanismo es una herramienta, pero la gran capacidad transformadora se encuentra en la voluntad más íntima y libre del ser humano.

¿Quieres sumarte a la aventura de conocer Perú desde el chamanismo?. Vive la experiencia del Valle Sagrado de los Incas como un verdadero peregrino de la Luz.

Griselda Tolla.

Como nuestros seguidores saben, en soluciones naturales solo recomendamos los productos y servicios de calidad que previamente hemos testado o investigado. Hemos viajado a Perú de la mano de esta empresa y recomendamos esta viaje abiertamente.

Puedes solicitar más información aquí.