Colabora para eliminar el fraude del Sida en Europa

Una seguidora de nuestro blog nos ha enviado en un comentario esta importante información para llevar al parlamento europeo este montaje.

Está claro que la QUIMIOTERAPIA entre otro tipo de medicaciones que se dan, tan tóxicas y agresivas para el organismo, y que se utiliza tanto para tratar el cancer como para el supuesto retrovirus VIHSIDA, está generando unos efectos terribles y lamentables….y ya toca revisar la medicación química que nos ofrecen las multinacionales farmacéuticas.

Os dejo otra página por si os interesa informaos sobre Rico y deciros que se va a llevar al Parlamento Europeo y autoridades sanitarias una petición para que se dilucide de una vez por todas qué hay en verdad detrás del VIH=SIDA=MUERTE. http://saverico.com/ A iniciativa de Sebastian Gianni, con la colaboración del Dr. Simone Parisi, se ha redactado un escrito-petición online, dirigido al Parlamento Europeo, donde se exponen aspectos claves del fraude del Sida: la inutilidad de los fármacos antiretrovirales, la invalidez del test de VIH, la inexistencia del VIH, la invlidez de los trabajos científicos del Dr. científico Robert Gallo, (uno de los principales artífices de este fraude), su conducta ilícita, la postura de Montagnier, así como las conclusiones del reciente trabajo de biología molecular de científicos italianos sobre el tema. Se concluye con la petición de que los principales científicos del VIH/SIDA (Gallo, Montagnier, Fauci, Barré-Sinoussi), aporten las pruebas pertinentes sobre la existencia del VIH.

No colabores con este fraude genocida que afecta a la vida de millones de personas.

FIRMA LA PETICIÓN

TEXTO DEL ESCRITO AL PARLAMENTO EUROPEO

Somos un grupo de personas “VIH positivas”, así como personas VIH-negativas interesadas en este tema.

Nuestra petición tiene por objeto:

1. Mostrar que las personas diagnosticadas como “VIH-positivas” no mueren de SIDA si no toman antiretrovirales;

2. Mostrar que no es cierto que los antirretrovirales puedan prolongar la vida hasta 20 años, estos fármacos han sido efectivamente puestos en el mercado desde 1996, por lo que es imposible tal afirmación;

3. Aclarar que el “nuevo” ARV llamado Atripla contiene las mismas drogas aprobadas ya en el 2001-2003;

4. Recordar que el llamado “Test de VIH” no es una prueba diagnóstica para confirmar la infección con un retrovirus exógeno nuevo, toda persona que se someta a esta prueba debe ser informada de lo que afirman en términos inequívocos los propios fabricantes en los prospectos de los tests.

5. Recordar que no hay patrón oro de referencia para el test de VIH, que es el aislamiento, purificación y presentación de imágenes del VIH al ME (Microscopio Electrónico), obtenidas directamente de la sangre o plasma humano, incluso en individuos considerados con alta “carga viral”;

6. Que se deje de afirmar a diario que el “VIH” se ha aislado en miles de laboratorios en todo el mundo. Lo que se ha hecho pasar por “aislamiento del VIH” es la técnica de PCR. La técnica de PCR no se puede utilizar como una técnica indirecta de “aislamiento” por la sencilla razón de que amplifica la abertura de los marcos de lectura GAG y POL genes env, presentes en todos nosotros como parte de los 98.000 retrovirus endógenos. El GAG Pol y genes env comparten homologías extensas de secuencias (de hecho, codifican las mismas proteínas que tienen la misma función que, por ejemplo, el gen pol que codifica la polimerasa o transcriptasa inversa) y puesto que la PCR amplifica sólo una porción del gen, la probabilidad de la amplificación no específica es demasiado elevada como para ser reconocida también desde el punto de vista legal. Esto explica por qué la llamada “carga viral” se ha reportado en las personas “VIH negativo” desde los años 90. (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/9890848)

7. Que sepa todo el mundo que Robert Gallo fue condenado por fraude científico y que, en el artículo original publicado en Science en 1984, declaró que “a pesar de intensos esfuerzos de investigación en la investigación, el agente causante del SIDA aún no ha sido identificado”.

8. Que sepa todo el mundo que Charles Dauguet, en una entrevista con el periodista francés Djamel Tahi en 2005, admitió que: “Nunca hemos visto las partículas virales (VIH), el virus purificado (gradient.) Lo que vimos en todos los casos fueron restos celulares sin partículas virales VIH “. Por lo que las proteínas atribuidas al VIH no pueden ser proteínas virales sino proteínas celulares tan solo. Y sin proteínas virales no puede haber un genoma “VIH”;

9. Que sepa todo el mundo lo que Lluc Montagnier dijo en 2009, que “Podemos estar expuestos todo el tiempo al VIH sin que se produzca una infección crónica, nuestro sistema inmune se deshará del virus en pocas semanas si uno tiene un buen sistema inmune”;

10. Poner en conocimiento del público lo que algunos científicos afirman en Blood, la prestigiosa revista médica (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22286198), donde un grupo de científicos italianos demuestra que podemos entrar en contacto con el “VIH” muchas veces y permanecer, o volver a ser, “seronegativos”, las personas pueden estar expuestas al VIH y/o a sus proteínas específicas y permanecer seronegativas. Lo que demuestra las famosas palabras del profesor Montagnier: Individuos expuestos al VIH que no llegan a ser VIH positivos y que no siempre desarrollan el SIDA por definición. Lo que muestra que la exposición al VIH por sí sola no es suficiente para causar el SIDA. Las pruebas de anticuerpos (ELISA o Western Blot) son por lo tanto inadecuadas para detectar la exposición al VIH ya que los autores demuestran que hay individuos que llevan la firma molecular de múltiples exposiciones al VIH, pero siguen siendo seronegativos para las pruebas de anticuerpos. Por lo tanto, la positividad del VIH no se debe únicamente a la exposición al VIH, sino a factores a determinar distintos de la exposición al virus. Que las vacunas están destinadas al fracaso debido a estos hallazgos es la conclusión final de este apartado de la discusión.

Esta es la demostración molecular de las palabras del Prof. Montagnier. Lo que significa que primero aparece la inmunodeficiencia y después la infección de HIV y tal vez su cronicidad. Este trabajo demuestra claramente que las pruebas de anticuerpos no pueden detectar la infección por el VIH, porque puede haber habido contacto con el virus (como se demuestra por la firma molecular), pero estas personas son seronegativas. Si se examina en detalle, el estudio demuestra que la exposición había ocurrido mucho tiempo antes, pese a lo cual el test no resultó positivo tras la exposición, algo que queda patente en la discusión.

11 Recordemos que en agosto de 2006, la revista médica The Lancet publicó un informe que mostró que el riesgo de morir de SIDA ha aumentado desde que los ARV están en el mercado y no habiendo beneficios clínicos que se deriven de su utilización;

(Lancet ago 2006 5,. 368 (9534) :451-8)

http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/16890831

Por todo ello:

12. Solicitamos se pida a Robert Gallo, Fauci Anthony, Lluc Montagnier y Françoise Barré-Sinoussi que proporcionen el patrón oro de referencia para poder demostrar que el VIH existe.
http://www.thepetitionsite.com/263/201/306/petition-hiv-aids/?fb_ac…

Artículos relacionados:

Visita la categoría: Farmafia

El sida es un cuento de la élite para reducir la población

La Gran Estafa del SIDA

6
Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

newest oldest most voted
Xavier

Quisiera saber porque baja la carga viral con los antirretrovirales, si el vih es un fraude?
Yo los tome durante un año y me bajo la carga viral a indetectable y un hongo que tenía en la uña de la mano que tenía como diez años desaparecio

juan

cómo puedo firmar esta petición? cuándo se piensa mandar esa petición al Parlamento? nos mantendrán informados?

andrés

Solicito que me envíen información de páginas científicas o serias en español acerca de la información proporcionada en esta página, ya que no entiendo muy bien el inglés. Gracias.